sábado, 25 de abril de 2015

Pastel de caza

Este pastel data de la época romana, cuando los principales ingredientes eran aves y animales salvajes como la perdiz, el faisán, el ciervo y la liebre. Los pasteles de caza alcanzaron su máximo esplendor en la Inglaterra victoriana, con recetas complejas y moldes y platos especiales para servirlo. 

El pastel de caza era consumido por los ricos en la época del Imperio Romano. El Emperador Augusto consumía pasteles que contenían pollo, faisán, pichón y pato.

En la Edad Media se elaboraban pasteles de carne cocidos con fruta, especias, etc. La carne y la salsa se ponían dentro de una corteza de masa dura e incomestible, o en un "ataúd" con un cierre sellado y entonces se cocinaba. No había cacerola: la propia corteza del pastel servía de contenedor. Con frecuencia la masa exterior se consideraba superflua y no se consumía. El proceso de levantar los lados del pastel para formar una corteza protectora dura se describe, en los antiguos libros de cocina, como "preparar el ataúd".

La mejor carne era reservada para los ricos, mientras que los siervos consumían pasteles peores elaborados con sobras y menudillos: hígado, corazón, tripa, etc.

En la época medieval las aves que se podían usar en los pasteles de caza incluían garzas, grullas, cuervos, cisnes, cigüeñas, cormoranes y avetoros, además de otras más pequeñas cazadas con redes, como zorzales, estorninos y mirlos. Se ponían pájaros encima de los pasteles de caza como adorno.

Ingredientes:


  • 500 gr de carne picada de liebre.
  • 500 gr de carne picada de faisán (u otra carne de caza).
  • 4 lonchas de bacon.
  • 3 cebollas.
  • 2 gr de pan rallado.
  • 2 cucharadas de mostaza (en grano).
  • 1/4 de cucharada de sésamo.
  • 2 huevos.
  • 500 ml de agua caliente.
  • 500 ml de salsa de tomate.

Elaboración.


  1. Picamos la cebolla y la pochamos en una sartén con aceite de oliva, hasta que quede bien dorada.
  2.  En una tabla de madera, cortamos las lonchas de bacon en daditos.
  3. En un bol mezclamos las dos clases de carne picada con el bacon, la cebolla, el pan rallado, el sésamo y la mostaza y mezclamos bien.
  4. Añadir los huevos y los 500 ml de agua.
  5. Ponemos la mezcla en un molde engrasado, vertemos la salsa de tomate por encima y tapamos.
  6. Hornear durante 1h 30 min a 205ºC.
  7. Servir acompañado de verduras cocidas.
Resultado de imagen de receta pastel de carne de caza

No hay comentarios:

Publicar un comentario