sábado, 7 de julio de 2012

Queso fresco casero

Ingredientes

  • Leche fresca entera de cabra o vaca.
  • Extracto de renina. Dicho cuajo lo puedes encontrar en el mercado en forma sólida o líquida, te aconsejo que uses el líquido ya que el sólido es demasiado fuerte. Generalmente lo suelen vender en farmacia.

Material necesario.

  • Termómetro de uso alimentario.
  • Bolsa de gasa o de tela porosa para filtración.
  • Recipiente para realizar la fermentación o cuajado de la leche, preferiblemente de acero inoxidable, plástico o vidrio.
  • Colador de cocina.

Elaboración.

  1. Hervimos la leche durante un rato a fuego suave para deshidratarla, para producir ácido láctico.
  2. Una vez hervida, la dejamos enfríar hasta llegar a los 35ºC y añadimos el cuajo.
  3. Colocar el envase con el cuajo en una temperatura ambiente que no diste mucho de los 35ºC. Dejar reposar durante 45 minutos aproximadamente.
  4. Cortamos el cuajo en pequeños cubos y extraemos el suero inclinando el recipiente y desechándolo.
  5. Se coloca el cuajo en un envase con rejillas. En este caso podemos lo podemos comprimir o dejar reposar para continuar con la extracción del suero. También podemos usar la tela de gasa para dejar ir lo que queda de suero.
  6. Una vez extraído el suero, ponemos el queso en su recipiente definitivo.
  7. La cantidad de cuajo aproximada a utilizar es de 1 ml por cada 10 l de leche que se usen en la elaboración del queso.
  8. Mantenerlo en la nevera.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario